Thursday, July 18, 2024
spot_img
HomePuntos de VistaClamor por Mayagüez

Clamor por Mayagüez

Awilda Abreu Exia – Profesora, Trabajadora Social

Estoy segura que todos los lectores estarán de acuerdo conmigo que de un tiempo a esta parte una ola de violencia y criminalidad se ha apoderado de nuestra amada ciudad de Mayagüez. Y esto lo podemos notar mejor quienes ya somos “seniors” y por lo tanto hemos visto pasar unas cuantas décadas. Es a muchos a quienes escucho decir que ya Mayagüez no es la ciudad de antes, que ya no se puede vivir en paz. Muchas noches no se puede dormir tranquilos/as porque en diferentes sectores se escuchan detonaciones.

Hasta de día se han escuchado, pues ya los “maleantes” no hacen sus fechorías solamente de noche. Ahora no les importa ni la hora ni el sector. Tampoco es algo que ocurra solamente en los residenciales públicos, como muchos pensaban.

Mayagüez siempre fue una ciudad tranquila, hospitalaria, solidaria y de mucho amor. Por eso también uno de sus cognomentos es “Ciudad de Dios”. Los buenos somos más. Tenemos que hacer alusión a ese hermoso nombre y no permitir que unos pocos mancillen nuestra ciudad. No podemos permitir que unos pocos, sean de Mayagüez o vengan de otro pueblo, dañen nuestra imagen. Pues luego nadie nos querrá visitar, ni hacer turismo en nuestra hermosa ciudad. Y mucho menos regresar para volver a vivir aquí.

Muchas personas le han perdido el respeto a la vida. Pidamos a Dios que esas personas aprendan a valorizar su vida y la de sus semejantes. Pues casi siempre no se aman ni ellos/as mismos/as. Oremos para que renazca el amor, el amor en su máxima expresión. Si hay amor genuino lo tenemos todo: empatía, tolerancia, respeto, solidaridad, amor al prójimo. También oremos para que exista el “temor de Dios”. Temor a odiar, temor a hacer daño, temor a robar, temor a matar…

Yo quiero (y sé que ustedes también) un Mayagüez sin violencia, sin criminalidad.
Lo queremos sano, pues Mayagüez no era así. No podemos permitir que el mal se siga apoderando de nuestras calles, de los hogares. Que nadie dentro de esta ciudad o que lleguen de otros pueblos vengan a hacer el mal. Esta ciudad es bendita, bendecida por Dios, bendecida por Jesús y por el Espíritu Santo. También su Patrona, la Virgen de la Candelaria, protege a esta ciudad.

Los policias, municipales y estatales, y todos los que tienen que ver con la seguridad tienen mucho por hacer. También cada ciudadano, en su comunidad, puede hacer mucho también, puede ayudar. Tenemos que aunar esfuerzos por lograr un Mayagüez seguro, tranquilo y en paz. Pensemos en el Mayagüez que queremos dejar a nuestros hijos, nietos.
Gracias a Nuestro Señor, pues siempre escucha a quienes acuden a Él humillados y con fe. Y escucha también a quienes reconocen que nuestra ayuda debe buscarse primeramente de “arriba”.

Señor, bendice a Mayagüez y a sus habitantes. Bendice a todo Puerto Rico. Amén.

Leer más Noticias
Edición Impresa
IN-UP

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -spot_img

Las más leídas

Comentarios recientes

Frank#smith[Kfyzeiuqujbpygze,2,5] on El arte textil de joven boricua en Texas