Disfrazan el aumento de las tarifas de LUMA

Líderes sindicales y trabajadores que pertenecen a la UTIER de Utuado, aseguran que el aumento en las tarifas vendrá disfrazado por impuestos en otras áreas.
“Ya se aprobó por la Junta de Control Fiscal un mayor impuesto a la energía solar. El gobernador dijo que no habrá aumento en tres años, sin embargo, LUMA trabaja mano a mano con la Junta de Control Fiscal y de esta forma identificarán de donde aumentar”, explicó el vicepresidente del Capítulo de la UTIER de Utuado, José Heredia.
Por su parte, el presidente de LUMA Energy, Wayne Stensby, dijo que no solicitará un aumento en la factura de energía eléctrica, aunque el Negociado de Energía de Puerto Rico rechazó su petición para un relevo de responsabilidad total.
“Vamos a hacer todo lo posible para lograr que los costos se mantengan bajos. Creemos que un relevo más amplio hubiera sido mejor, pero lo más importante era empezar”, explicó Stensby en rueda de prensa.
Los trabajadores de la UTIER del área de Utuado aseguran que no solo habrá aumento del sol, sino que además se establecerá un aumento de 30 por ciento en tarifa para los abonados (contemplado en el Acuerdo de Reestructuración de Deuda (RSA) que fue aprobado por la Junta de Control Fiscal (JCF).
En estos acuerdos está incluido el impuesto al sol, para las personas que tienen en sus hogares placas solares. Estos aumentos propuestos se dan como alternativa para pagar la deuda que la Autoridad de Energía Eléctrica mantiene con sus acreedores y su sistema de retiro.
Estas tarifas serán de un 2.73 centavos por kilovatio- hora inicialmente, lo que conllevaría a un aumento de un 15 por ciento para ese impuesto.
En Utuado lo que comenzó con el cierre de los portones frente a la oficina Técnica de la pasada administración de la AEE, se ha convertido en un campamento que pretende denunciar el contrato de LUMA y el desplazo de ciento de empleados que también se quedarán sin beneficios de salud.
La determinación busca defender sus derechos adquiridos como trabajadores y responde, a su vez, a su interés y a la necesidad de mantener como corporación pública la AEE, para beneficio de los sectores trabajadores, sectores pobres y marginados de la isla.
Heredia añadió, que “las personas que dirigen la AEE dieron órdenes de que se recogieran los vehículos y guaguas en mejores condiciones para que fueran entregados a Luma Energy, cuando todavía el contrato con esa compañía no había entrado en vigor”.
Asimismo explicó que el gobierno, no sólo ha otorgado a LUMA un contrato abusivo al país, sino que “este es uno ilegal y que propicia la corrupción, este gobierno les entregó en las manos a LUMA las reservas de agua que consumimos, la fibra óptica (Prepanet), a la vez que se privatiza la generación, transmisión, distribución, facturación y cobro en la AEE”.
Además, mencionó que el aumento del 30 por ciento hará inaccesible el servicio para grandes sectores en un país que cada vez son más empobrecido y en que la brecha entre gente pobre y rica cada vez se amplía más. Aseguró que la economía sufrirá más golpes y que esto afectaría a todos los grupos sociales, en especial a pequeños y medianos comerciantes.
“El momento de la lucha es ahora, y hay que ir hasta el final para lograr la victoria”, puntualizó el vicepresidente del Capítulo de Utuado.

Deja tu comentario:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Next Post

El Caño Madre Vieja de Aguada aspira a ser reconocido como Reserva Natural

En el pueblo de Aguada, la organización Ciudadanos Aguadeños Pro Conservación del Ambiente (CAPCA), lleva luchando desde hace varios años por convertir el Caño Madre […]
¡Suscríbete!

para recibir el Periódico Visión gratis cada semana en tu correo electrónico

A %d blogueros les gusta esto: