Padres piden mejoras a la escuela María Luisa Arcelay

La educación no es cosa de juegos. La comunidad de la escuela María Luisa Arcelay en Mayagüez enfrenta muchos desafíos y ha realizado una serie de reclamos para que los servicios educativos que presta esta reconocida escuela sean mucho mejores. A pesar de la incertidumbre sobre cuándo volverán las escuelas a ofrecer clases presenciales, son muchas las fallas y proyectos que deberán atenderse para que la escuela María Luisa Arcelay mejore la calidad de la educación.
Las inundaciones causadas por la tormenta Isaías profundizaron una problemática que ya se venía gestando mucho antes de los terremotos de comienzos de año y la pandemia en marzo. Las malas condiciones de infraestructura de la escuela, así como la falta de recursos son dos de las situaciones más graves que atentan contra la seguridad de los niños y la calidad de la educación que allí se pretende brindar.
La escuela, que ofrece educación pública desde la etapa de kínder hasta el 5to grado de educación elemental o primaria, está ubicada dentro del residencial Sábalos Nuevo en Mayagüez. Lamentablemente, tras varias visitas al sector se pudo constatar como la limpieza y el buen estado de las residencias aledañas a la escuela contrastan con el estado deplorable de este centro educativo. Muchos padres y representantes aseguran sentirse preocupados por el estado de esta escuela, pues no quisieran cambiar a sus hijos a otro lugar. Sin embargo, el estado en que se encuentra la escuela les preocupa pues no quisieran que sus hijos vuelvan a estudiar en tan mal lugar.
Una de las madres, que no quiso ser identificada, aseguró que los baños no tienen luz, las escaleras están en muy malas condiciones y el personal de la escuela le solicitaba constantemente a los padres o representantes de los niños, materiales que la escuela debería poseer. La representante aseguró que el conserje está sin materiales de limpieza y que una vez hasta quisieron pedirle la tinta para la fotocopiadora a los padres y representantes.
Un riesgo para todos
Los padres aseguran que los temblores de comienzos de año también dejaron una grieta en las instalaciones de la escuela. El comedor se encuentra en muy malas condiciones y antes que este lugar pueda volver a abrir sus puertas y ofrecer alimentos a los niños, el mismo debe pasar un proceso de inspección por parte de las autoridades. Este deterioro aunado a las malas condiciones y el abandono por el que ha sido sometido, lo hacen un lugar con riesgo para los niños y para el personal que allí labora. Una de las madres de los niños que estudian en la escuela María Luisa Arcelay recuerda que los padres han llegado a coger firmas para buscar soluciones de las autoridades, pero sin mayores resultados que una cisterna para la escuela. Muchos padres aseguran que estarían más tranquilos si esta escuela arreglara sus problemas.
Además del mal estado de la infraestructura, los pupitres también se encuentran en precarias condiciones y son un riesgo para los niños.
Los padres aseguran que la escuela necesita desinfectar bastante y más en tiempos de COVID-19. Aunque por ahora, el momento de regresar a una educación presencial luzca algo poco probable a corto plazo, son muchas las situaciones que la escuela María Luisa Arcelay de Mayagüez tiene que arreglar para que cuando el retorno a las aulas se produzca, la primera impresión mantenga una sonrisa en el rostro de profesores, empleados y estudiantes. Trabajar con estas problemáticas debería ser la prioridad.
Los progenitores consultados aseguraron que hubo un acercamiento de padres y abuelos del residencial Sábalos Nuevo, pero que éstos al ver la apatía de las autoridades de la escuela, empezaron a mover los niños a otra institución. Sin embargo, hay otros que no pierden la esperanza en que haya una mejor gerencia en el lugar, especialmente cuando se trata del futuro educativo de los niños mayagüezanos.
Otra de las representantes de la escuela, asegura que la institución necesita más mantenimiento en los salones, cables, así como en la verja que está allí sin ningún tipo de cuidados. Al momento todos los consultados no dudaron en confirmar que la escuela no está apta para recibir clases en sus instalaciones.
Este diario intentó conseguir una entrevista con la directora de la escuela, pero no fue posible conseguir que conversara con este medio.
También se intentó obtener declaraciones de las autoridades de la oficina de prensa del Dpto. de Educación en Mayagüez, con el mismo resultado.
El estado de la escuela María Luisa Arcelay merece una mejor gerencia que redunde sin duda, en una educación de primera.

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja tu comentario:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Next Post

Recomiendan medidas para frenar la corrupción

Es el cáncer al que todos quieren buscar una solución, pero parece ser el más tentador para muchos. La corrupción tiende sus tentáculos sobre cualquier […]
¡Suscríbete!

para recibir el Periódico Visión gratis cada semana en tu correo electrónico

A %d blogueros les gusta esto: