Ponceña recupera hogar luego de quedar sin vivienda por María

La ponceña Aida Alfonso Mangual, de 57 años,  regresó a la comunidad Brisas del Caribe en Ponce para estrenar su nuevo hogar que fue reconstruido  en su totalidad gracias a la organización de base comunitaria PathStone Corporation y la colaboración de diversas entidades.   Alfonso Mangual, quien había residido durante 35 años en este vecindario enfrentó la tragedia de perder su hogar y a su esposo enfermo tras el azote del huracán María, informó María G. Rodríguez-Collazo, directora del Programa de Vivienda de PathStone Corporation.

“En PathStone nos sentimos felices de devolverle a Aida un hogar seguro y digno y ayudarle a recuperar el sentido de normalidad en su vida.  Guiados por nuestra misión de ayudar a comunidades y personas de bajos recursos económicos en la adquisición de hogares seguros, esta vivienda – como todas las que construimos – contó con ingenieros y arquitectos como parte de nuestro equipo de trabajo para asegurar que cumpla con los códigos y reglamentos vigentes”, aseguró Rodríguez-Collazo.

La casita de madera y zinc que fue el hogar de Aida y de su esposo Francisco, paciente de diálisis, perdió el techo, paredes y todo lo que estaba adentro, tras el potente ciclón María.

Con un costo total de reconstrucción de $78 mil, que incluyó diseño, evaluaciones de ingeniería, subasta y permiso de construcción, la nueva unidad es en hormigón armado  y cuenta con baño accesible, ventanas de seguridad, aire acondicionado, gabinetes de cocina en pvc y su propio jardín.

Todos los fondos fueron aportados por entidades filantrópicas y bancos, entre ellos Citi Bank, el Federal Home Loan Bank de NY, la Fundación Comunitaria y MCS Foundation.

Rodríguez-Collazo hizo un llamado al sector privado e individuos para ayudar en la recaudación de donativos para la recuperación de Puerto Rico. La organización no hace reparaciones de techos sino que realiza rehabilitaciones comprensivas y nueva construcción en hogares totalmente destruidos por el huracán lo que conlleva una inversión sustancial de fondos. 

“En PathStone continuamos trabajando incansablemente para devolver a las familias en desventaja económica un hogar seguro y digno. Exhortamos a las empresas y ciudadanía en general para que puedan contribuir con nuestro Programa de Rehabilitación de Viviendas. Miles de familias aún necesitan un hogar y este tipo de donativo hace posible asistir a decenas de estas”, expresó.

PathStone tiene como misión ayudar a comunidades y personas de bajos recursos económicos en la adquisición de vivienda asequible, empleos y provee financiamiento a pequeños negocios.. Desde el 2006 la corporación ha puesto en servicio diversos proyectos de vivienda asequible en Puerto Rico, en los municipios de San Germán, Lares, Utuado, Lajas y Yauco. También ha desarrollado más 10,000 unidades en los Estados Unidos.

Para contribuir al Programa de Rehabilitación de Viviendas de PathStone puede comunicarse al (787) 829-6024 o escribir a mrodriguez-collazo@pathstone.org.