Javier Hernández, un políglota boricua fuera de serie

La vida de Javier Hernández, un puertorriqueño nativo de San Juan, llena de inspiración a toda la isla. Hernández habla más de 20 idiomas y asegura que no se detiene a la hora de aprender otras lenguas. En su extenso repertorio lingüístico figuran, además del español y el inglés, idiomas tales como el francés, portugués, italiano, alemán, birmano, interlingua y chino. Además de dominar estos idiomas, Javier puede leer latín, catalán, gallego, aragonés, corso, sardo, siciliano, asturiano, occitano, papiamento, lingua franca nova, novial y chabacano (dialecto filipino). Hernández pasó casi 10 años reconstruyendo el idioma taíno, la lengua que hablaban los antiguos nativos de la tribu taína de Puerto Rico. Al no existir una amplia documentación en cuanto a las reglas gramaticales o a las palabras de este idioma indígena, Hernández tuvo que hacer una investigación más extensa para ir armando “las piezas” de este rompecabezas lingüístico, en el cual no tuvo ningún mapa para irse fijando, más que en las referencias de palabras y expresiones de otras lenguas indígenas de otras partes del Caribe y Sudamérica. Su esfuerzo por reconstruir la lengua taína tuvo éxito y gracias a su proyecto pudo plasmar en el libro “Primario básico del Taíno-Borikenaiki” sus investigaciones acerca de la lengua taína. El libro, que está disponible en Amazon, también ha sido usado en algunas escuelas de la isla para dar a conocer a los niños algunas de las palabras y frases de la lengua de los primeros habitantes de Puerto Rico. En relación al idioma taíno, Hernández señala que la palabra “Taiwei” le llamó mucho la atención pues comprendió que la misma encierra mucho más que un saludo, ya que al pronunciarla la persona está deseando prosperidad y alegría a alguien.
Al contrario de lo que muchos pudieran pensar, dominar tantos idiomas no ha sido una misión imposible ni mucho menos aburrida para Hernández. Desde que comenzó a instruirse en otro idioma además del inglés y el español, que ya dominaba de forma nativa, sus ganas de aprender con seguridad un lenguaje nunca se han detenido. Este boricua políglota recuerda que en su etapa de estudiante universitario le dio por aprender chino, pues según él, vio este idioma como un reto. Asegura que quiso aprender el idioma chino pues se propuso aprender lo que se denomina la “trifecta” de los idiomas, la cual se compone del inglés, español y el chino. “Si uno domina estos tres idiomas te puedes comunicar con el 90% de los humanos en el planeta”, asegura. Como dato curioso de su aprendizaje del idioma chino, Hernández señala que, aunque muchos no lo crean, este idioma le pareció mucho más fácil que otras lenguas que muchos catalogarían como sencillas y más semejantes al español. Esto debido a que el idioma chino no tiene que conjugar verbos lo que le hizo más fácil el aprendizaje. Por el contrario, el birmano le costó un poco más trabajo en el aprendizaje, especialmente en el ámbito de la lectura y la escritura ya que este idioma tiene algunas características en estos aspectos que lo hacen más difícil, pero no por ello imposible de aprender.
En noveno grado, Hernández aprendió hablar francés en cinco meses. Luego aprendió portugués e italiano con grabaciones y libros en su casa. “Se me quedaban los acentos,” dijo Hernández. Antes de entrar a la universidad, Hernández hablaba cinco idiomas. Javier Hernández está casado y tiene cuatro hijos, un bachillerato y dos maestrías. También es promotor de la agricultura puertorriqueña, autor de varios libros, artista, viajero mundial, empresario y dueño de BanderasBoricuas.com, una empresa por medio de la cual pone a la venta no solo la bandera de Puerto Rico con sus diferentes tonos, sino las banderas de los 78 municipios de la isla y otras que han tenido presencia e impacto en la isla a través del tiempo.
Además de atender a su familia y sus diversas ocupaciones laborales, Hernández sigue encontrando el tiempo para poder seguir aprendiendo nuevos idiomas. A sus 43 años, el cansancio no existe en su vocabulario y está enfocando sus ratos libres en aprender árabe, japonés, hebreo y ruso. “Yo nunca quiero parar de aprender”, asegura con determinación Hernández. Efraín Vázquez Vera, catedrático de la Universidad de Puerto Rico aseguró que “si alguien me preguntara sobre él, yo diría que Javier es un hombre increíble.
Es literalmente lo que conocemos un genio.” Hernández recuerda que antes de la pandemia por el COVID-19 viajaba mucho. En sus aventuras por el mundo comprobó cómo las personas se mostraban satisfechas al verlo hablar en sus idiomas o comunicarse en algunas frases que ellos usaban en su día a día.
Hernández asegura que todas aquellas personas que deseen hablar más de 2 idiomas como él lo hace, lo pueden hacer cuando se lo proponen de corazón.

2 thoughts on “Javier Hernández, un políglota boricua fuera de serie

  1. Muchas felicidades Javier! Eres único!!

    1. Javier felicidades!!! Increíble 👏

Deja tu comentario:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Next Post

Isabel Martínez Talavera: una añasqueña con 107 años de historias

Puerto Rico es una isla llena de longevidad. En varios rincones de esta “isla del encanto” se encuentran historias de personas que pueden darse el […]
¡Suscríbete!

para recibir el Periódico Visión gratis cada semana en tu correo electrónico

A %d blogueros les gusta esto: