Irma provoca escasez ante el paso de María

Por: Gladys Guerra Arcelay

Ante el inminente paso del huracán María, la ciudadanía comenzó a hacer sus preparativos, los que incluyen la adquisición de productos básicos como: agua, hielo, baterías y linternas de gas, entre otros. El problema es que desde poco después del paso del huracán Irma estos artículos han estado en escasez en el área Oeste.

El Periódico Visión visitó múltiples negocios locales y comprobó que no tenían agua ni baterías D, que son las que se utilizan para las linternas. Muchos de los empleados, que accedieron a hablar en condición de anonimato, coincidieron en que la raíz del problema está en el cierre del puerto del Jacksonville, Florida.

El mencionado puerto cerró por medidas de seguridad ante el paso del huracán Irma. El Periódico Visión supo que la carga que se supone que llegue a Puerto Rico a través de ese puerto está varada en el mismo, ya que los barcos que la transportarían los movieron para otros puertos. Los muelles de Jacksoville se supone que regresen a la normalidad 15 días luego del paso de Irma, al momento lleva una semana cerrado.

Esto provoca que los negocios locales estén haciendo malabares para poder subsanar la carencia de productos de primera necesidad. En un local nos aseguraron que están cortos de inventarios, porque durante el fin de semana las personas salieron a comprar los artículos de primera necesidad.

El empleado aseguró que han tenido problemas, pues la gente piensa que tienen la mercancía guardada en los almacenes, cuando la realidad es que ellos están esperando por los suplidores, quienes a sus vez esperan por los proveedores de los productos.

Gerentes de los locales que visitamos aseguraron estar haciendo todos los esfuerzos para poder completar el inventario, además, están tomando medidas preventivas para que cuando lleguen los productos puedan satisfacer la mayor cantidad de clientes posibles, por lo que han tomado la decisión de controlar el número de galones de agua o paquetes de hielo que puede comprar una persona.

La falta de inventario por el cierre de los puertos de la Florida no solo afecta a la distribución de la comida y el agua, también afecta la producción de materiales que se necesitan para la emergancia, como mencionamos anteriormente, no hay baterías D para las linternas. Además, falta plástico para poder empacar hielo. Es decir, que las fábricas de hielo del país pueden cumplir con la demanda de producción de hielo, pero no pueden distribuirlo porque no cuentan con el la materia prima para crear las bolsas en las que tienen que empacarlo por órdenes y restricciones del Departamento de Salud.Al cierre de esta edición, gerentes y personal de los diferentes negocios de alimentos en el área aseguraron que ya pusieron en marcha su protocolos de emergencia. Por lo cual aseguran que estarán preparados par servir a las personas que procuren alimentos luego del paso del huracán María.

Mientras, el Gobierno de Puerto Rico y la Agencia Estatal para el Manejo de Emergencias (AEMEAD) aseguran que no hay que preocuparse, pues ya la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) está preparando barcazas que traerán toneladas de agua y de alimentos a la Isla.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *