¿Cómo dormirse rápido y tener buen descanso?

Para conseguir dormirse más rápido y profundamente durante la noche, es posible aplicar una serie de técnicas y adoptar ciertas actitudes que ayuden a relajarse y a facilitar el sueño, una respiración relajante, distraer la mente y relajar la musculatura.
Además de esto, para mejorar el sueño y evitar somnolencia al día siguiente, las personas que sufren de insomnio o que tengan dificultad para dormir adopten algunos hábitos como crear una rutina de horarios, practicar actividad física y evitar tomar bebidas que contengan cafeína en su composición después de las 17h.

1 Controlar la respiración
Una respiración lenta y más profunda facilita a que el cuerpo se relaje y disminuya los latidos del corazón, haciendo que el cerebro entienda que es el momento de disminuir el ritmo diario, ayudando a dormirse más rápido.

Ejercicio: practique el método 4-7-8, que consiste en inspirar por la nariz durante 4 segundos, sostener la respiración por 7 segundos y soltar el aire por la boca durante 8 segundos.

2 Relajar los músculos
El estrés y la ansiedad hacen que los músculos se mantengan contraídos, incluso sin que nos demos cuenta de ello. Por lo que una gran forma de relajarse para agarrar sueño más rápido es practicar una técnica de relajación muscular.

Ejercicio: encuentre una posición cómoda, preferiblemente boca arriba con los brazos y piernas alejados, y luego inspirar profundamente. Repita 3 veces.

3 Distraer la mente
Una causa importante del insomnio es el exceso de preocupaciones y pensamientos, lo que genera cada vez más ansiedad y, como consecuencia, el estado de alerta. Para evitar esto, es posible encontrar formas de conducir la mente hacia otros tipos de pensamientos, y facilitando la relajación y el sueño.

Ejercicio: pase alrededor de 10 a 15 minutos haciendo una recapitulación del día que pasó o una planificación del día siguiente. Imagine qué hacer para tener un día mejor y perfecto.

4 Escuchar música relajante
Colocar una música relajante o sonidos suaves que ayudan a mantenerse tranquilo y calmado pueden ser una buena alternativa para dormirse más rápido.

Ejercicio: compre un CD o descargue una playlist de música para relajarse, calmarse o meditar, estas pueden contener canciones tranquilas o sonidos de la naturaleza como la lluvia, por ejemplo.

5 Concentrarse en algo
Debe enfocarse en una meta, un lugar o algún objeto imaginándolos con detalles, son buenas formas de distraer y calmar los pensamientos, haciendo que el sueño llegue más rápido.
Ejercicio: enfóquese en un paisaje hermoso como una playa o un bosque e imagine los detalles como el sonido del agua, ruido de los animales, texturas y olores.

6 Intentar mantener los ojos abiertos
A veces, el hecho de estar tratando de mantener los ojos cerrados causa mucha ansiedad y dificulta el sueño, por lo que dejar de insistir puede ayudar a dormirse más rápidamente.

7 Adecuar el ambiente
Cualquier cosa que esté molestando el cuerpo aumenta los niveles de estrés y alejan el sueño, por lo que tener un ambiente propicio para dormir es fundamental para que no haya insomnio, lo que a menudo no se le presta atención. Tener una temperatura adecuada, reducir la iluminación y disminuir los ruidos indeseables son esenciales para permitir un sueño rápido.

8 Tomar una bebida caliente
Haga una pequeña merienda o tome una bebida caliente o relajante antes de dormir. Algunas opciones pueden ser un vaso de leche caliente con miel o con una galleta dulce, o un té de manzanilla o toronjil, por ejemplo, que aumentan los niveles de triptófano o melatonina, hormonas que ayudan a regular el el sueño. tuasaude.com

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.