Carlos Molina no presenta interés en repavimentación de Dominguito

Por: Pamela Hernández Cabiya

Gilberto Legarreta y Euclides Brignoni, residentes del barrio Dominguito en Arecibo movilizaron la comunidad para asfaltar las carreteras de la comunidad que estaban en total descuido.

Esta acción se difundió por medio de un video subido en las redes sociales, donde trabajaban hombres de la comunidad asfaltando las principales calles que se transitan en Dominguito provocando un sinnúmero de comentarios que exponían y cuestionaban la labor que ejerce el alcalde Carlos Molina al no acudir a trabajar los cráteres que se habían provocado en las calles vecinales.

“Nada del municipio fue dado aquí. Lo que sucedió fue que la carretera continuó empeorando. Aquí hay cerca de 50 viviendas por lo que se hicieron gestiones para que el municipio viniera a reparar. Luego de múltiples gestiones, nunca llegaron. Se aprobó en dos ocasiones por la legislatura municipal la repavimentación de esta carretera, pero nunca lo llevaron a cabo. Cuando se aprueba por la legislatura, se convierte en ley, pero ahí se quedó. Por ende, la carretera empeoró tanto que los vecinos de esta área nos vimos obligados en hacer un comité para tratar de corregir la situación que se encontraba la carretera”, mencionó Legarreta.

Se dijo y evidenció que los daños en la carretera eran tan amplios que no se podía pasar, lo que empeoró la calidad de vida de los residentes.

“Uno de los vecinos tiene una ferretería y nos vendió la brea líquida, nos prestó herramientas para aplastar el asfalto, nuestro compañero Brignoni proveyó el camión, y los demás ayudaron en mano de obra. Se pudo arreglar parte de las tres entradas, pero claro, es mucho lo que se conlleva en reparaciones en este tipo de carreteras por la cantidad de kilómetros en condiciones deplorables. Todo salió alrededor de $500 dólares en materiales porque en mano de obra es mucho más”.

Se añade que ya lleva un mes de arreglo y aún el buen servicio de los residentes no ha llegado a los oídos del alcalde. “Arecibo es el municipio más grande de Puerto Rico y yo se que aquí se necesitaría mucho dinero para reconstruir tanto las carreteras como los edificios. Si usted va al pueblo de Arecibo verá que está abandonado, quizás por lo mismo; pero entonces a los barrios no nos visitan. De hecho, hemos tenido tres alcalde del barrio y es triste decir que esto se quedó igual”, mencionó Legarreta, retirado del Departamento de Educación.

Ante la indignación de estos vecinos, Legarreta mencionó que la presión que se ejerce al municipio es viable y razonable ya que el conoce el funcionamiento político del municipio de Arecibo, siendo el ex candidato a la alcaldía y ex legislador de la “Ciudad que crece”. “Pienso que las últimas administraciones han fallado en proveerle a la gente los servicios que se supone estén ofreciendo; pero también te puedo poner de ejemplo lo que es la carretera en dirección al radar. Una de las carreteras más importantes del norte y está en deterioro. Hace 6 años atrás se aprobó el dinero para repavimentar desde el barrio Cotto, hasta el radar y partiendo esta carretera hacia la 10. Una persona que era representante, desvió el dinero para otro barrio donde ellos tenían más interés político. Lamentablemente, esa carretera tan importante se quedó en peores condiciones. Llevamos cerca de 15 años en un abandono total por todas las administraciones. No se ha prestado el servicio que se merece”, mencionó.

De igual manera, se criticó que las residencias donde pernea la carretera, es un área de personas mayores de edad, donde incluso hay un centro de ancianos.

Legarreta culminó: “Fuí legislador municipal, fui un crítico de la administración de Carlos Molina y de Lemuel Soto Santiago y se como funciona el municipio. Así que, si hubiese querido ayudarnos, lo hubiese hecho hace tiempo. Lo que pasa es que hay otros intereses y lamentablemente no ha querido ayudarnos; y la legislatura municipal es parte de su gobierno y lamentablemente cuando una legislatura se convierte en sello de goma de un alcalde no le sirve los mejores intereses a la ciudadanía, sino que le sirve al alcalde”, puntualizó sin titubear.

El alcalde Carlos Molina se contactó, no obstante “estaría muy ocupado en reuniones diarias”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *