Bosque Cambalache: A siete meses del huracán María

Por Viviana Tirado Mercado | Twitter: @VTiradoM

El Bosque Cambalache en Arecibo recibió el auxilio de voluntarios y ciclistas que frecuentan el recurso natural luego que el huracán María lanzó al suelo los árboles.

El conjunto de personas abrió el paso de las vías principales del bosque en un acto voluntario según describió un agente del Cuerpo de Vigilantes del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA), quien prefirió mantenerse en anonimato.

En un recorrido que hizo Visión, se constató que a siete meses del huracán María el acceso para adentrarse al área boscosa pudiera dificultarse, pues el camino principal hecho con tosca está más estrecho, mientras que el acceso para las zonas recreativas como los gazebos es imposible por la barrera de árboles caídos.

Al momento, el bosque permanece cerrado para el público general por también la falta de mantenimiento en la poda.

Por otro lado, las instalaciones del Cuerpo de Vigilantes de la Unidad de Vida Silvestre se encuentran en buen estado. Sin embargo, uno de los agentes que trabaja allí pide más atención de la Agencia, pues la zona designada para los animales exóticos e incautados necesita un mayor cuidado.

Por ejemplo, el huracán levantó el techo de zinc en el área designada a las culebras exóticas e incautadas.

Asimismo, siguen muchos árboles tumbados sobre los techos de las jaulas donde habitan los monos.

El Cuerpo de Vigilantes de la Unidad de Vida Silvestre pernoctó en el bosque

Durante el huracán María equipo de la Unidad de Vida Silvestre del DRNA pasó los días en la oficina protegiendo a las especies.

Según notificaron varios miembros, ningún animal sufrió daños.

Para proteger la vida de los animales, el equipo colocó tubos dentro de las jaulas para que se refugiaran dentro de ellas, una práctica muy habitual, aseguraron.

A los caimanes fueron a los únicos que no le colocaron un tipo de protección adicional por el hábitat al que acostumbran a vivir.

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *